martes, 1 de agosto de 2017

TRASCENDENCIA MATEMÁTICA Y POÉTICA EN EL INFINITO IRREPRESENTABLE

La idea de trascendencia en matemáticas y poesía, una puerta al infinito, para la sección, Pensamiento, del blog Ancile, bajo el título de, Trascendencia matemática y poética en el infinito irrepresentable.

Trascendencia matemática y poética en el infinito irrepresentable. Francisco Acuyo





TRASCENDENCIA MATEMÁTICA Y POÉTICA

EN EL INFINITO IRREPRESENTABLE


               

Trascendencia matemática y poética en el infinito irrepresentable. Francisco Acuyo


Si la invención matemática es trascendente,[1] en tanto que se dice que es independiente de su lenguaje, o que, expresado de manera diferente, la dinámica estructural de las matemáticas es lingüísticamente irrepresentable,[2] la poesía puede ofrecerse como una ciencia (o un arte) fundamentado  en la paradoja,[3] que muy bien pudiera emparentarse con el arte de la docta ignorancia de los mínimos geométricos de Giordano Bruno,[4] sobre todo, porque la poesía, como advertíamos anteriormente,[5] pertenece a la esfera de la razón, pero también al vasto dominio de lo irracional. Por eso las antinomias, analogías, ambigüedades… portan el eco de lo infinito irrepresentable.
                La poesía trasciende la forma (del lenguaje y del mismo número métrico) en tanto que nos habla del infinito actual, y lo hace mediante las contradicciones, los símbolos, las metáforas, indagando los vestigios, los reflejos del absoluto, y expresado todo ello en muchas ocasiones mediante el símbolo y el enigma. Diríase que en el ámbito de los infinitos matemáticos se derivan los mundos del infinito poético y viceversa, donde es posible un apriorismo de verdad y de principios basados  en una ciencia (y arte) paradójico(s), antinómic(os) y por ello trascendente(s).
                Por todo lo anteriormente expuesto cabe deducir que lo trascendental de la intuición matemática y desde luego también de la poética, está(n) íntimamente ligada(os) al concepto de libertad, acaso ubicado (¿misteriosamente?) en nuestra conciencia creativa de donde han de manar todas las acciones de novedad y regeneración y entendimiento. El matemático, es el sujeto proverbial que no pertenece al mundo, sino que es el límite del
Trascendencia matemática y poética en el infinito irrepresentable. Francisco Acuyo
mundo,[6] en tanto que, de manera libre y autónoma, discierne sobre el número y sus relaciones con aquél. Pero, ¿y el poeta? ¿Mantiene una relación de autonomía y libertad similar a la del matemático? Veremos que en realidad su libertad es singular, en tanto que, sí, pertenece estrechamente al mundo y libera genuinamente de cualquier límite.
                La poesía es una manera –diferente en este punto a la matemática- de hacer converger los puntos contradictorios entre el límite y lo ilimitado en la conciencia del que accede al entendimiento de lo poético, más allá de la cadena de deducciones sucesivas[7]  que exige el axioma matemático, y es que  siendo su ejercicio creativo libre, no se mostrará atado a determinismo de ninguna especie como sí lo exige el matemático. La vinculación de la conciencia al mundo a través del lenguaje poético implica una ontología realmente integradora, cuya unidad de discurso no necesita exclusivamente de la deducción lógica ni del razonamiento estrictamente conceptual, para indagar lo definido y lo que carece de límite. La idea del mundo y su realidad se ofrece más allá de la mera representación, o de la ficción, en la verdadera poesía, pues ofrece la dimensión espacio temporal en su ilusoria magnitud y abre una ventana más allá de dichas magnitudes.
                La naturaleza del espacio y del tiempo también fue cuestionada como realidad última por las mismas matemáticas (Weierstrass, Dedeking, Cantor , Russell…), no obstante, en poesía adquieren una carta de singular naturaleza. De la naturaleza espacio temporal en poesía hablaremos en próximas entradas.


Francisco Acuyo




[1] Weil, S.: Cuadernos, Trotta, Madrid, 2001, p. 137.
[2] Zellini, P.: Breve historia del infinito, Siruela, Madrid, 1991, p. 93.
[3] Acuyo, F.: Fisiología de un espejismo, Artecittá, Granada, 2010.
[4] Bruno, G.: Sobre el infinito universo y los mundos, Orbis, 1984, Madrid, 1981.
[5] Acuyo, F.: Ancile, Lo irracional poético y el sustrato del infinito poético: http://franciscoacuyo.blogspot.com.es/2017/07/lo-irracional-poetico-y-el-sustrato-del.html
[6] Wittgenstein, L.: Tractatus, Alianza editorial, Madrid, 1999, 5 632
[7] Zellini, P.: nota 2, p. 114.



Trascendencia matemática y poética en el infinito irrepresentable. Francisco Acuyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario